Ante el “maratón de oposiciones”, la Comunidad de Madrid impulsa la participación de los funcionarios. Objetivo: acelerar los próximos procesos selectivos.

La Comunidad de Madrid ha aprobado subidas de dietas para los miembros de los tribunales, por preparación de ejercicios y por reducir las sesiones de una oposición respecto a la anterior convocatoria. El objetivo es fomentar la participación e intentar que las próximas oposiciones sean procesos más rápidos.

Además de estas subidas de dietas, la Comunidad de Madrid podrá utilizar funcionarios o personal laboral de otras Administraciones para agilizar las oposiciones más especializadas. En los próximos meses se espera una quincena de oposiciones, ya que hasta mayo de 2019 habrá que terminar de ofertar las plazas de la OPE de 2016 y continuar con la de 2017.

Esta información ha sido publicada en el diario digital El Confidencial.